Ábate

Las palabras de la tribu

Abate sustituye al adverbio de cantidad casi cuando equivale a ‘por poco’ como en ábate me caigo, expresando que apenas faltó nada para que sucediera tal accidente: Un mulo se espantó y ábate me mata. No así en caso de modificar a un complemento: comió casi todo o está casi nuevo.

Se trata del imperativo del inusitado verbo defectivo abarse ‘apartarse’: Ábate allá, diablo, que mañana me cortan un sayo. Según el dicho recogido por el maestro Correas a propósito del que “comenzaba ya a presumir y despreciar a los otros iguales”. De origen leonés (ábate y abaivos ‘apartaos’).

El cambio semántico (y funcional) sufrido por esta palabra es fácilmente deducible a través de significados intermedios como ‘¡cuidado!’, interjección con que se advertiría de la inminencia de un peligro que ‘por poco’ se pudo evitar (ábate: ‘quítate’ > ‘cuidado’ > ‘por poco’).

©jjferia

Anuncios

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s