Liso

La Voz de Feria

Un liso es un ‘eslizón, un reptil saurio de cuerpo alargado que semeja una pequeña serpiente con patas diminutas’ (imagen inferior). Soporta como todos los reptiles su propia leyenda negra, atribuyéndosele una peligrosidad que no merece este inofensivo animal: Si el liso viera y la víbora oyera, no habría hombre que al campo saliera.

Enigmático animal de enigmático nombre: Para unos de la raíz lis- imitativa del deslizamiento, o quizá por las escamas brillantes y lisas del eslizón como las de la culebra lisa.

A menudo se identifica con la culebrilla ciega o anfisbena (imagen superior), otro reptil con pinta de lombriz adaptada a la vida subterránea. De ahí la expresión ver menos que un liso. Además de en Feria y Campos de Zafra, se emplea en Tierra de Barros y otras comarcas vecinas del suroeste de Extremadura. 

En La Serena se conoce como liso patón (Castuera, Valle de la Serena y Quintana) y alisón en Fuentes de León y Fregenal de la Sierra

Otros nombres que recibe el liso o culebrilla ciega en Extremadura son: eslabón (Talarrubias),  deslabón (Puebla de Obando,), delabón (Mérida y sus cercanías) o aldabón (La Albuera). Si te pica el deslabón, llama al cura y al enterraó, se dice debido a su inmerecida mala fama.

Por último el ‘eslizón’ se conoce como jurapasto o jurapastro (Alburquerque, Villar del Rey y San Vicente de Alcántara), curapasto y rozapasto (en Alconchel), procedentes del portugués fura-pastos ‘eslizón de tres dedos’ en el Alentejo, palabra compuesta del verbo furar ‘horadar, abrirse paso’ y pasto.

Baraja Salas en su trabajo «Nombres vernáculos de animales y plantas de la Baja Extremadura» recoge y define el nombre liso trasluciendo cierta perplejidad ante la ambigua y a veces contradictoria información recibida de los informantes:

LISO 1. Reptil que para unos es venenoso y a ello alude el refrán “Si el liso viera y la víbora oyera no habría hombre que al campo saliera”, y para otros es una lombriz inofensiva. De 15 a 29 cm de longitud, color gris rosado con una pequeña cabeza casi triangular. Se encuentra debajo de piedras húmedas, paredes de tierra, cercanías de pozos, etc. V. del Fresno, Medina de las Torres, Santa Marta. 2. Eslizón (Chalcides chalcides): Medellín, La Roca de la Sierra, “Reptil con patas atrás” (Zamora Vicente, quien confiesa que no pudo verlo). Liso patón: Eslizón. Retamal de Llerena, Quintana de la Serena. El liso es ciego pero no tiene patas. El eslizón, en cambio, tiene patas y ojos.

©jjferia

Anuncios